Articulos sobre: Arboles


La Belleza del Cerezo

"La Belleza del Cerezo"

El cerezo, originario de las costas del Mar Negro de Grecia y de Asia,  se distingue en varias especies como Cerezo de racimo. Cerezo aliso, Cerisuela, Prunus avium.

De ésta última variedad es de donde proceden las cerezas más dulces y sabrosas.

Su madera es altamente apreciada en ebanistería es muy resistente, el árbol puede llegar a medir unos 30 metros de altura. Sus flores son muy bellas, por lo que sirven de ornamentación natural para los jardines de casa, calles y en cualquier sitio en que se encuentre.

Una vez que el árbol ha florecido  demora  poco más de  3 meses para poder cosechar la fruta. De ella se obtienen diferentes variedades de cerezas como el gordal, la cual puede ser negra, amarilla o roja. Otra es la guinda, de sabor dulce y de color rojo.

"La Belleza del Cerezo"

Una especie muy utilizada en repostería es la de color marrón, su sabor es algo más amargo. Por último las cerezas  inglesas las cuales son muy dulces de color rojo oscuro.

Para cultivarlo lo ideal es plantarlo durante la época invernal, en un sitio en donde le de el sol.  Aunque no hay problema en la adaptación a climas fríos ya que soporta hasta 20 grados bajo cero.

Hay que regarlo en caso de que no reciba agua de lluvia de forma semanal.

Para podarlo hay que hacerlo en el otoño, pero antes de la caída de las hojas.

Imagen: granjasdeluruguay.com.uy, paisdelalunaoscura.blogspot.com

Publicado por Veronik

Soy escritora, correctora y editora de contenido para webs y blogs, con años de experiencia en el mercado de contenidos únicos y redacción web.

3 Consejos para Comprar un Árbol Floral

"3 Consejos para Comprar un Árbol Floral"

Una de las épocas más bellas del año es la primavera. Infinidad de colores invaden los paisajes  y en mucho contribuyen los arboles que generan floración. Tentados por poner uno en nuestro propio jardín, hay veces que no tenemos en cuenta detalles importantes a la hora de comprar nuestro árbol favorito.

3 Consejos a tener en cuenta:

1-Es fundamental el espacio, como sabemos los árboles no sólo crecen en la superficie, las raíces también se van desarrollando y expandiéndose, con lo cual hay que tener en cuenta que no lo hagan en dirección a los cimientos de la casa o patios con baldosas, ya que levantan el piso.

2-No olvides preguntar respecto a posibles alergias que pueda causar en la época de floración.

3-Otro aspecto a tener en cuenta es la zona del jardín en donde lo ubicarás, cuanto más crezca más sombra te proveerá, con lo cual observa que no se convierta en una molestia a futuro.

"3 Consejos para Comprar un Árbol Floral"

Te recomiendo algunas especies:

Jacarandá: Posee hermosas flores  purpuras

Manzano silvestre: Flores de un rosado intenso

Cerezo: Flores blancas y rosas

Rosa Morada: Flores rosa lavanda

Tabachin: Flores rojizas

Publicado por Veronik

Soy escritora, correctora y editora de contenido para webs y blogs, con años de experiencia en el mercado de contenidos únicos y redacción web.

Trasplante de Bonsáis en verano

Los Bonsáis son plantas de gran porte, arbustos y árboles principalmente, que mediante determinadas técnicas culturales como son las podas y los pinzados se consigue que su parte aérea sea reducida y compacta.


Trasplante de Bonsáis


En cuanto a su sistema radicular, también se trabaja prácticamente cada año, dejando las raíces más gruesas como medio de anclaje y sujeción de la planta… y estimulando la emisión de raíces pequeñas que son en realidad las responsables de la captación de agua y nutrientes del suelo.


Es fundamental que esta capa de finas raíces esté sana y se renueve con cierta periodicidad ya que en el tiempo, estas pierden su función activa en la nutrición para pasar a formar parte de fijación física de la planta.


Cómo árboles o arbustos que son en su mayoría los bonsáis, debemos tener la precaución de elegir correctamente el momento adecuado para su trasplante. Este trasplante no tiene que ser necesariamente a una tarrina mayor, casi siempre es sobre una igual o similar a la que tiene en esos momentos ya que el objetivo de esta técnica es la renovación de sus sistema radicular.


En esta ocasión hablaremos del trasplante de bonsáis en verano. Como término genérico, hacemos hincapié en aspectos generales ya que cada especie tiene sus particularidades.


El trasplante de bonsáis en verano está indicado para las especies tropicales y subtropicales puesto que necesitan más temperatura para crecer. Un ejemplo de ellas son los Ficus, el Aligustre, la Carmona… la mayoría de las especie son de hoja perenne.


Para el trasplante, dejaremos primero que los bonsáis desarrollen un poco más su sistema foliar, que se espiguen ligeramente. Con ello conseguiremos que se robustezcan notablemente.


Durante el trasplante recortaremos el perímetro de sus raíces. Aquí no hay una medida estándar (un 20, 30% por ejemplo), sino que cada planta, incluso siendo de la misma especie, tiene su particularidad.


Salvo que queramos aprovechar la ocasión para trabajar la estética de su tronco y raíces principales, recortaremos todo el perímetro del cepellón unos centímetros. Aprovecharemos para limpiar la parte superior del cepellón si vemos que tiene acumulada muchas sales por malos riegos.


Una vez podadas sus raíces, procederemos a podar también sus ramas, eliminar gran parte de sus hojas e incluso, eliminarlas por completo.


Con ello, conseguiremos varias cosas. Una es restablecer el equilibrio entre la parte aérea y radicular, evitando desequilibrios producidos por deshidratación ya que la planta traspiraría más que humedad puede recuperar del suelo. Otra es sanear la parte aérea eliminando hojas y ramas mal orientadas y dañadas. Y otra es conseguir que las nuevas hojas crezcan con un tamaño más reducido y así más proporcionado al aspecto total del bonsái.


Según las características del bonsái, pondremos en el interior de la tarrina una fina capa de drenaje, unas rejillas sobre los agujeros de la misma para evitar la salida del sustrato… y procederemos al trasplante propiamente dicho. Para ello utilizaremos un sustrato especial para Bonsáis.


Pondremos una fina capa en la base, rellenaremos el perímetro y parte superior si hemos rebajado el cepellón por esta zona.


Durante los primeros días o semanas, evitaremos exponer nuestro Bonsái a temperaturas extremas y sol directo, cuidaremos el riego para que no le falte humedad… y con estos cuidados lo veremos brotar con mucho más vigor que lo hacía anteriormente.


Vía | floresyplantas.net

Cómo regar los árboles de hoja perenne


Existe una amplia variedad de especies de árboles con hoja perenne, como por ejemplo los pinos, los abetos, los enebros, sólo por mencionar algunos. Asimismo, cada uno de estos ejemplares tiene diferentes necesidades de riego, por lo que no existe una regla general en este sentido. Sin embargo, sí se pueden definir ciertas pautas generales que se pueden seguir en el suministro de agua, para mantener sano y fuerte a cualquier árbol de hoja perenne.


Lo primero que deberíamos hacer es determinar las necesidades de riego que tiene la especie que cultivamos en nuestro jardín. Existen algunas especies que necesitan un mayor suministro de agua que otras. Además es importante recordar que el riego debe tener una mayor frecuencia en el verano, sobre todo en aquellos árboles de hoja perenne que necesitan más humedad.


Una cuestión muy importante para cualquier tipo de árbol de hoja perenne es realizar un riego muy profundo y abundante en el otoño o a principios del invierno, antes de que el suelo se congele. Esto ayudará al árbol a resistir mucho mejor las condiciones climáticas adversas.


Para regar árboles de hoja perenne puede ser muy práctica la técnica de goteo. Para ello se debe instalar el sistema de riego al rededor del tronco, lo que ayudará a mantener la humedad en el suelo y alimentar las raíces del árbol. Teniendo en cuenta estos sencillos consejos se pueden cultivar hermosos árboles de hoja perenne y conservarlos sanos y fuertes durante cualquier época del año.


Vía | jardinerias.org

Paulownia para generación de biomasa

El uso de la Paulownia para generación de biomasa es habitual dado su crecimiento ultrarrápido y uniforme. De este género, las especis Paulownia fortunei y Paulownia elongata son dos de las más utilizadas para esta finalidad.


Flores de Paulownia


Su nombre más popular es el de Paulonia, pertenece a la familia de las Scrophulariáceas y es originaria de China y Japón. Las especies de Paulownia para generación de biomasa son árboles de crecimiento rápido, caducifolios, de copa ancha y ramas ascendentes que pueden alcanzar hasta los 30 metros de altura en condiciones óptimas. La corteza de su tronco y ramas principales es de color grisáceo y de aspecto fisurado.


La especie Paulownia tomentosa es muy popular como árbol ornamental, siendo utilizado tanto en alineación como formando grupos en jardines, creando una agradable sombra. Es ideal para estructurar la masa arbórea de un parque.


La Paulownia (Paulonia) para generación de biomasa hace un uso adecuado de los recursos disponibles, siendo un género que en comparación con otros, en una sola temporada puede alcanzar un desarrollo equivalente al que realizan otras especies en varios años.


Las empresas que se dedican a la plantación de estas especies para obtención de biomasa suelen recurrir a la selección de clones que garanticen la máxima respuesta dentro de las posibilidades naturales. Para ello, son utilizadas técnicas como cultivo in vitro.


Entre las ventajas que aporta la especie Paulownia se encuentran su gran velocidad de desarrollo, su aspecto ornamental, sus flores melíferas, sus hojas sirven como forraje, su madera es muy buena, se pueden talar a partir de los seis o nueve años. Tras la tala rebrota con facilidad, no es un árbol excluyente ya que al contrario… aporta materia orgánica al suelo, es bastante rústico, de cultivo fácil, etc.


El crecimiento de la especie Paulownia se concentra en el hemisferio norte entre las estaciones de primavera y verano.


Su madera es muy apreciada, es de color muy claro, de textura y color parecido al fresno, muy resistente y ultra-ligera, de escaso peso… hasta el extremo de ser considerada como el “aluminio” de las maderas de utilidad, ya que un metro cúbico de madera de Paulownia pesa tan sólo unos 250 kg


La madera obtenida de la Paulownia tiene entre sus usos el de la carpintería (construcción de muebles, puertas, ventanas, paneles, instrumentos musicales, juguetes, artesanía, construcción ligera, vigas decorativas, postes, molduras, madera contrachapada, etc.), es fácil de trabajar, de grano fino y admite una gran variedad de acabados, admitiendo aplicaciones de pinturas, barnices y adhesivos.


También, por su resistencia y ligereza, es muy apropiada para mobiliario y revestimiento interior de caravanas, aviones y embarcaciones ligeras.


Otra utilidad es la obtención de pulpa de madera, fibra y papel. Y entre sus particularidades está su facilidad de descortezado y escaso tiempo de secado.


Vía | floresyplantas.net

Coniferas


Los monasterios Zen estaban emplazados en las montañas; allí, los monjes vivían en estrecho contacto con la naturaleza, fuente infinita de su inspiración. En ese escenario, y como fruto de la observación continua de los árboles, nacieron los diferentes estilos de bonsai. las Coniferas que se yerguen majestuosas en las zonas montañosas son el mejor modelo natural para recrear el estilo vertical formal. El sistema de ramificación monopodial se caracteriza por tener un eje principal continuo (que siempre conserva la dominancia), a partir del cual parten los ejes laterales: en este sistema de ramificación, el eje principal siempre conserva la dominancia y los laterales permanecen subordinados.
En el Austrocedrus chilensis de la foto se aprecia el desarrollo de acuerdo con su código genético. El tronco recto muestra una marcada conicidad, en tanto que la distancia y el largo de las ramas disminuyen a medida que éstas se acercan al ápice. Las características estructurales de la especie se mantuvieron, pero el medio ambiente influyó para que el árbol adquiriera identidad propia. Sobre el lado izquierdo es muy notoria la escasa ramificación; esto es una consecuencia del espacio que ocupaba la copa del árbol que en la actualidad está seco.


Características
El vertical lormal es uno de los estilos más difíciles de lograr, pues como es muy estructurado, el resultado final puede resultar demasiado simétrico. Se necesita cierta capacidad técnica para elegir con precisión las ramas laterales, sustituir correctamente el ápice y lograr que el tronco adquiera una conicidad bien marcada.


Raíces, troncos y ramas
El tronco recto (que se atina hacia el ápice está sustentado por gruesas raíces radiales; las ramas rodean al tronco en forma de espiral y su grosor, el largo y la distancia entre una y otra disminuyen a medida que se acercan al ápice. La primera rama principal se encuentra (aproximadamente) donde termina el primer tercio de la altura del árbol, sobre el lado izquierdo o el derecho; la segunda aparece, opuesta a la primera, en el segundo tercio. Entre las dos primeras ramas principales hay algunas ramas alternas (orientadas hacia la derecha o hacia la izquierda), que nacen en la parte posterior del tronco y proporcionan profundidad a la copa. La tercera rama principal aparece a la altura del último tercio y del lado opuesto a la segunda. El resto se alterna a la derecha y a la izquierda hasta llegar al ápice. En el último tercio se encuentran ramas frontales, desplazadas ligeramente hacia la derecha o hacia la izquierda. Ea copa debe presentar la forma de un triángulo escaleno. Para dar sensación de profundidad, es importante que las ramas posteriores sean sensiblemente más largas que el resto. Las ramas pueden modelarse en forma de triángulo escaleno, punta de Hecha o diamante; este patrón y el ángulo que las ramas forman con el tronco deben repetirse tanto en el perfil como en la vista aérea de las mismas.


Especies adecuadas
Las Confieras son ideales para educar en estilo vertical formal. la madera resinosa permite la realización de jin y shari. Pero las plantas acicufolias no son las únicas con crecimiento monopodial: entre las latifoliadas algunas crecen de esta manera; el Roble y el Álamo, entre otras.



Vía | la-jardineria.net

Cuidados básicos que requieren los álamos


El álamo es un árbol nativo de América del Norte e incluye varias especies con características diferenciadas. Este árbol crece mejor cuando es cultivado junto a un estanque, un arroyo o cualquier curso de agua. Se trata de una especie de rápido crecimiento y que requiere de unos mínimos cuidados para un óptimo desarrollo.


Al momento de plantar un álamo se debe tener en cuenta que el lugar disponga de una iluminación solar completa. Este tipo de árboles no tolera crecer a la sombra. En el caso de plantar más de un ejemplar, el espacio ideal entre cada uno de ellos debe ser al menos de unos cuarenta pies.


Es importante que el suelo cuente con un abono orgánico en una cantidad del 50 por ciento en relación a la cantidad de tierra utilizada. Otra de las cuestiones importantes en el cuidado de los álamos se refiere a la frecuencia de riego, la cual debe ser suficiente como para mantener el suelo húmedo pero sin que el agua llegue a estancarse y ahogar las raíces.


Para controlar el crecimiento de los álamos resulta fundamental realizar la poda de las ramas muertas o dañadas en los principios de la primavera. Si el invierno ha sido muy crudo, posiblemente el árbol cuente con muchas ramas en estas condiciones.


La fertilización también se debe realizar en el comienzo de la primavera. Se puede implementar el uso de un fertilizante de uso general. Luego de colocar el producto, es importante regar con abundante agua. Con estos mínimos cuidados un álamo puede crecer en perfectas condiciones.


Vía | jardinerias.org